Ra

Preservabas tu fulgor
tan solo cerrando  los ojos
Inexistente centro
de los reinos dormidos
en un botón de loto
 
Pero no soportando tu conciencia
el eterno sabor de la impersonalidad
proclamaste la luz
desde el corazón de Atum
hasta el templo de Het Benben
 
Allí, irresistible voluntad,
 te yergues sobre los abismos invisibles
Generoso y desnudo
Regalo de esplendor
para la humanidad oscura
 
De tus lágrimas amorosas
Nacen las criaturas del primer Universo
Y por ellas conoces el goce y el dolor
...y también el desprecio
Pues cuando en tu ocaso vital
ya nada puedas ofrecer
 ¡Oh, anciano decrépito e indefenso Ra!
Romperás  las bóvedas  celestes
para que el odio del Ojo divino,
extermine a nuestra ingrata especie

Descubrás, entonces,  oh creador,
que no calma a la gloria divina
ni la sangre, ni el dolor
Que la suprema bondad
sólo florece en el perdón
 
Oh, Ra
Sabe éste, tu humilde escriba, Uneg
Que cambiaran ahora las reglas del juego
Y que para un nuevo universo,
dejarás el mundo de los hombres
refugiándote sobre las espaldas de Nut
Más allá de las últimas alturas del cielo
donde no alcanzan ni las insidias humanas
ni los acechos de Apofis



Oh, Ra,
Generoso Ra
Dador de luz y calor
Padre creador
Que recorres  el circulo sagrado de las horas
 en eterno ciclo de muerte, amor y renacimiento
 permite que la nueva humanidad
se beneficie de los instantes que tejen
las llanuras de sus días

Y recuerde siempre agradecida
que en su propio destino
sobrevive la iluminada voluntad.
 
 
http://es.wikipedia.org/wiki/Ra

Share |

Contacto

Miguel Cabeza